Suscríbete

Cuando existe la esperanza, todos los problemas son relativos

Terminos y condiciones de uso
La ciencia moderna aún no ha producido un medicamento tranquilizador tan eficaz como unas palabras bondadosas"

Sigmund Freud, creador del psicoanálisis

Comunicación / Noticias

esquina cuadroesquina cuadro

El Teléfono de la Esperanza abre su línea de atención en Cantabria el 20 de febrero

Compartir en Facebook
Foto de El Teléfono de la Esperanza abre su línea de atención en Cantabria el 20 de febrero

El Teléfono de la Esperanza comenzará a partir del 20 de febrero a recibir llamadas en Cantabria de personas que necesiten ser atendidas por una situación de crisis psicológica o quieran mejorar su salud emocional.

 

Así lo ha dado a conocer en Castro Urdiales el presidente internacional de la Asociación Internacional del Teléfono de la Esperanza (ASITES), Juan Sánchez Porras, quien ha recordado que desde hace dos años se está formando en la región a voluntarios que atenderán este servicio.

 

Los voluntarios de esta asociación no gubernamental, aconfesional y apolítica han realizado cursos de conocimiento personal, de crecimiento y de agentes de ayuda para escuchar a personas que, por cualquier circunstancia, "necesitan estar cerca de una voz amiga que empatice con su situación", ha explicado.

 

Durante el año 2012, el Teléfono de la Esperanza registró un total de 140.000 llamadas en España y se llevaron a cabo 25.090 entrevistas y asistencias personales.

 

Del total de consultas, la mayoría fueron realizadas por mujeres con edades comprendidas entre los 35 a 55 años y los problemas que se trataron fueron, principalmente, un 35,9 % relacionados con temas psicológicos o psiquiátricos, un 16,7 % sobre asuntos familiares y un 1,91 % sobre aspectos jurídicos.

 

Provisionalmente, la sede del Teléfono de la Esperanza de Cantabria (942 36 37 45) estará presente dentro de un local cedido por la parroquia Pío X en Santander y atenderá llamadas las 24 horas del día durante todo el año.

 

También, el presidente de ASITES ha recalcado que esta actuación social "es más que un teléfono de ayuda", ya que no solamente se atiende a personas en situación de crisis emocional, donde la confidencialidad y el anonimato está garantizado.

 

"Este servicio también está abierto a aquellas personas que quieran ser agentes de ayuda para otros", ha explicado Sánchez Porras, al tiempo que ha subrayado que no se necesita "titulación académica" para querer ayudar al prójimo, pero sí ganas para querer formarse. En el Teléfono de la Esperanza, los voluntarios necesitan realizar dos cursos (Conocimiento de Sí Mismo y Crecimiento Personal) y un seminario (Relación de Ayuda) para poder llevar a cabo su labor en este en este servicio que ha calificado de "pequeño milagro cotidiano".

 

"Las personas que pasan por estos programas de agente de ayuda dicen que en su vida se ha producido un antes y un después, puesto que uno no está acostumbrado a trabajar y profundizar en su yo interior", ha explicado el presidente de ASITES.

 

Por ello, ha animado a que tanto a hombres y como a mujeres con espíritu solidario que tengan esa necesidad de "acercarse y ayudar a los demás" participen en esta labor social.

 

El Teléfono de la Esperanza es una asociación internacional con más de 41 años de existencia y está presente en 25 provincias españolas, en 11 países de Latinoamérica y 4 de Europa.

 

Fuente: Agencia EFE.

noticias anteriores

Ver más noticias »
esquina cuadroesquina cuadro
Acceso al área privada Logotipo de sanidad y política social Excelencia Logotipo Xsolidaria Logotipo Fundación Obra
															Social - La Caixa Diseño y desarrollo web O2W eSolutions